.

En instantes serás redirigido al nuevo blog:
42

lunes, 26 de enero de 2004

Fantasma o realidad?

Hace un tiempo, conversando con un amigo acerca de la tecnología y los avances que se han logrado en esta materia en el último siglo, él me comentaba que la tecnología es causa de muchas de las frustraciones que tiene el hombre hoy en día. Y según sus palabras "se supone que con la tecnología el hombre ha revolucionado el mundo, y ha sido capaz de hacer todo lo que en los miles de años anteriores había parecido imposible. Y a pesar de eso, sigue estando tan vacío como el hombre primitivo".

No creo que sea así. Es decir, la parte del "vacío" puede ser ampliamente discutida; la discrepancia viene por lo primero. La tecnología no es mala o buena por sí misma. Todo depende de lo que con ella se haga. En definitiva, todo se centra en el hombre... que a su vez se ha centrado en prioridades que a lo mejor no son tales...

Creo que no se puede culpar a la tecnología de que la gente se frustre...

Es culpa de la misma gente, que se obsesiona con las cosas, y pierde sus horizontes

Todos corriendo por el último modelo de PC, o de auto, o de TV, o lo que sea...

Ahorrando para comprar una hiperultraarchimultisuperprocesadora que hace de todo y hasta te lleva el desayuno a la cama los domingos... y de la que luego sólo se usa la batidora. Pero no importa, total, ya tienen su hiperultraarchimultisuperprocesadora... y eso es todo lo que debe preocuparnos: tenerla, ya que para algo está.

Pero eso, el maravilloso artilugio de la tecnología moderna, no va a salvar a nadie de las frustraciones... como tampoco va a inducir a nadie a frustrarse...

Es el deseo o las ganas de tenerlo, por el simple hecho de quererlo y punto, lo que puede frustrar a las personas.

A mi vieja, a veces se le escapa un "pobre gente" cuando ve a alguno de los nativos del Amazonas, medios desnudos, moliendo grano en un mortero... y sin embargo, ellos deben de vivir mucho más felices y tranquilos que nosotros, seres modernos super civilizados...

Se han perdido horizontes... al menos eso me parece.

Ya no somos dueños ni siquiera de nuestro propio tiempo...

Siempre corriendo, siempre apurados... marcando el paso al compás de los lineamientos de marketing y mercado de hoy en día, en donde el "andar apurado" ya no es lo suficientemente rápido... ahora hay que andar a "velocidad Internet"... y quien no lo hace, pierde.

Estamos en una época, en que tres meses, es el futuro, y en donde un año, es demasiado tiempo.

En donde nadie tiene tiempo ni siquiera de disfrutar de un momento de tranquilidad mirando una puesta de sol, de disfrutar tendido en el césped de una cálida tarde de primavera, o de sentir la lluvia corriendo por el rostro

Las culturas indígenas son en gran parte orales y se remontan a muchas generaciones...y son sólo indios (sí, así de despectivo)... pero nosotros, grandes señores hijos de la tecnología (también, así de despectivo), a veces no recordamos lo que comimos ayer.

Pero eso no es culpa de la tecnología, si no de quienes compiten por desarrollarla, y quienes los apoyamos...

Somos todos nosotros, seres humanos, hombres y mujeres de carne y hueso, que a lo mejor se olvidan de lo primordial, o de lo que realmente importa...

Es como aquella frase que dice: Dentro de poco, estaremos en condiciones de crear una buena persona... nadie sabe cuando será, pero seguro que será antes de que podamos ponernos de acuerdo en qué es una buena persona.

Crear armas, refinar los medios para matar, se ha vuelto muchísimo más importante que matar el hambre.

Al momento de escribir estas líneas, hace 4 o 5 años, estaba en la palestra el láser azul, que tiene una frecuencia mucho más alta que el láser corriente que usamos todos los días. Este nuevo láser, permitirá guardar mucha más información en un mismo espacio... y está medio mundo abocado a desarrollarlo cuanto antes porque será un gran avance tecnológico... sin embargo, no se ponen a desarrollar nuevas fuentes de energía no contaminante, o a incrementar la producción de alimentos cultivados por metro cuadrado... no con el mismo entusiasmo y dedicación al menos. Y sin embargo, son adelantos que traerían un real beneficio a toda la especie en todos los ámbitos...

Parecen ideas incoherentes, e inconexas entre sí, pero no es así... En eso se basa todo: nos concentramos sólo en los avances tecnológicos, dejando todo el resto de lado.

Comparado con el desarrollo tecnológico, el hombre, ha perdido jerarquía frente al hombre, y ahí está la clave de todo: en el hombre.

¿Cuándo nos daremos cuenta?

No hay comentarios.:



Add to Technorati Favorites