.

En instantes serás redirigido al nuevo blog:
42

domingo, 18 de marzo de 2007

Uno de esos días

Y sí. Hoy es uno de esos días. No un domingo, si no un PUTO domingo.
De esos en que lo mejor sería quedarse en la cama todo el día y no levantarse ni a mear, hermano.

Uno de esos días en los que pesa el alma.

Nunca te ha pasado? Hay veces en que te vas a dormir, y durante la noche, algún hijo de siete mil putas llega subrepticiamente y te cuelga del cogote, sin venir a cuento, 54 bolsas de 486 kg de peso cada una... o algo por el estilo.
Al despertar, sin que nadie haya dicho "agua va", te levantás con ese peso brutal encima. No hay avisos. No hay pautas, patrones, ni señales. Lo peor, es que tampoco parecen haber motivos.
Tenés salud. Tenés comida. Techo, trabajo, familia, amigos, risas y el mate listo para ser aprontado... y con yerba fresca. Entonces... qué carajos es lo que anda mal? Qué falta? Qué sobra?


Qué zozobra?

Qué significa ese sentimiento de impotencia que te invade? Qué pérdidas se anuncian en el mensaje incomprensible de esa tristeza que se te planta de manera insoslayable? Qué nueva puñalada presagia este estado de ánimo?

Para mí es claro que algo va a suceder. Algo trágico. Pronto. Lo sé. Con la misma certeza de saber que mañana saldrá el sol. No es la primera vez. Tengo miedo...


1 comentario:

Don Bruno dijo...

Justo ahora me decís, que estoy por salir al Parque Rodó (o similar)!
:P



Add to Technorati Favorites